Afeitadora, todo lo que tienes que saber para comprar y usar

La afeitadora es un pequeño electrodoméstico para el cuidado personal masculino. Permite reducir la barba rápidamente sin riesgo de irritación o de cortes y dejarte la cara suave sin rastro de vello. ¡Nada que ver con las cuchillas de toda la vida!

Tipos de afeitadoras

La maquinilla de afeitar de toda la vida tenía un funcionamiento muy sencillo. Se accionaba con el botón un pequeño motor que hacía trabajar al cabezal con cuchillas. Estas iban cortando el pelo que entraba por unos orificios, dejando el afeitado a nivel de la piel. Normalmente eran eléctricas o funcionaban con pilas.

Según ha ido avanzando la fabricación de estos pequeños aparatos, han mejorado sus funcionalidades:

  •  Varios cabezales intercambiables para diferentes acabados o usos.
  •  Diferentes niveles de afeitado para quitar todo el pelo o solo repasar la barba.
  •  Funcionamiento con batería recargable e inalámbricas.
  •  Lavables bajo el agua con total tranquilidad.

La mejora en su fabricación hace que se sufran menos tirones de piel y que se irriten menos las zonas afeitadas, ya que con las primeras maquinillas de afeitar era también necesario echarse loción para la piel. Los diferentes tipos de afeitadoras marcan también la forma de usarlas.

También permiten afeitar la barba en seco, sin necesidad de usar espumas o geles, muy cómodo si tenemos que ir de viaje y no queremos ir cargados con productos de aseo.

Cómo elegir tu afeitadora

La afeitadora indispensable

¿El afeitado para ti es sinónimo de engorro, de granos y de irritaciones? Hoy en día, la afeitadora eléctrica permite realizar este gesto tan cotidiano de manera mucho más agradable. Se acabaron los granos, la piel irritada, la batería que se agota de forma inesperada: la tecnología te permite acabar con tu barba de manera sencilla y con una comodidad óptima. Sistema de afeitado sofisticado, cabezal autolimpiador, indicadores de autonomía y de control para la limpieza y cambio de cabezales…¡Ya no tienes excusa!

¿Qué afeitadora elijo?

¿Cómo asegurarte de que eliges la afeitadora más adecuada para tu tipo de barba y de piel?

Las afeitadoras con cabezales rotatorios se adaptan mejor a las barbas flexibles. Una afeitadora con 2 cabezales se adapta mejor a la barba emergente de los adolescentes. Para los adultos, las afeitadoras con 3 cabezales aseguran un afeitado óptimo.

Las afeitadoras con cuchilla están especialmente recomendadas para barbas duras y densas. Los modelos con cabezal pivotante siguen mejor las curvas de la cara para llegar a todas las zonas. Si tienen 2 cuchillas o más, conseguirás un afeitado perfecto.

Las afeitadoras que cuentan con un sistema de aplicación de loción están indicadas para las pieles más sensibles. Gracias a una aplicación continuada de loción hidratante que nutre y protege la piel durante el afeitado, se acabaron la sensación de quemazón y las irritaciones.

Nota: sea cual sea el sistema que utilices, tu piel necesitará tiempo para acostumbrarse. Cuenta con un periodo de entre 2 y 3 semanas antes de conseguir resultados óptimos.

Afeitadora con o sin cables

Para que no seas esclavo de una toma de corriente y disfrutes de total libertad de movimiento, elige una afeitadora recargable que podrás utilizar sin cables. Según como la uses, fíjate en la autonomía de la batería. Algunos modelos se pueden usar hasta 60 minutos. Los mejores se cargan muy rápido: es suficiente con 10 minutos.

Afeitadora autolimpiadora

Antiguamente había que desmontar el cabezal de la afeitadora para poder lavarlo. Hoy en día, muchos modelos tienen una base limpiadora con loción antiséptica para una higiene irreprochable. Olvídate del cepillo, de desmontar y volver a montar los cabezales: solo tendrás que colocar la afeitadora boca abajo en la base y se limpia sola.

Cómo utilizar tu afeitadora

¿Cuál es tu tipo de piel?

En general, evita afeitarte nada más levantarte. Deja pasar un cuarto de hora para que tu pelo esté erguido y sea fácil de cortar. Debes saber que tu piel puede necesitar de 2 a 3 semanas para acostumbrarse a estos sistemas de afeitado.

Si tu piel suele irritarse, te recomendamos que te pases un guante húmedo y caliente por la cara durante unos segundos antes de afeitarte para suavizar el pelo o que utilices espuma de afeitar.

¿Tu piel no es especialmente sensible? Entonces puedes afeitarte con la piel seca.

Utilizas una afeitadora con cuchilla

  • Aféitate siempre antes de lavarte la cara.
  • Mantén la afeitadora en ángulo recto con la piel.
  • Estira tu piel y aféitate en sentido opuesto al que crece el pelo.

Utilizas una afeitadora con cabezales rotatorios

Mueve los cabezales haciendo movimientos en línea recta y circulares. Sujeta siempre la afeitadora en ángulo recto con tu cara para que los 2 cabezales toquen la piel con la misma presión. Realiza pequeños movimientos circulares para conseguir un afeitado más preciso en los sitios más difíciles, sobre todo en el cuello y a lo largo de la mandíbula. Evita apretar fuerte, podrías irritar tu piel y dañar los cabezales rotatorios.

El afeitado bajo el agua

Aplica una fina capa de espuma de afeitar o de crema hidratante sobre tu cara a modo de lubricante. No apliques una capa demasiado espesa ya que podría reducir las prestaciones de la afeitadora. Si la espuma bloquea el cabezal, enjuágala con agua.

Limpieza con cepillo

Desconecta siempre la afeitadora de la electricidad antes de limpiarla. Limpia primero la parte superior con el cepillo. Después, continúa con el cepillo por el interior de la unidad de afeitado y el compartimento que almacena los pelos. Para una limpieza en profundidad de los cabezales, puedes utilizar un producto desengrasante (como por ejemplo alcohol) cada 6 meses.

Limpieza con agua

Para las afeitadoras con cuchilla:

  • Desmonta la cuchilla.
  • Enjuágala con agua después de cada afeitado para eliminar todos los pelos. Puedes utilizar jabón líquido que no contenga sustancias abrasivas.
  • Aclara toda la espuma y pon la afeitadora a funcionar durante unos segundos.

Para las afeitadoras con cabezales rotatorios:

  • Abre el ensamblaje de los cabezales.
  • Agita la afeitadora para que caigan los restos de pelos.
  • Aclara el cabezal con agua.

Lubricación

Para disfrutar de una comodidad de afeitado óptima y duradera te recomendamos que utilices el aceite suministrado con la afeitadora.

  • Aplica una gota sobre cada cuchilla exterior.
  • Enciende la afeitadora y déjala en funcionamiento durante unos 5 segundos.
  • Apaga la afeitadora y limpia cualquier exceso de aceite con un paño suave.

Mantenimiento

Te recomendamos que cambies la cuchilla exterior del sistema al menos una vez al año. Para un resultado de afeitado óptimo, cambia la lámina interior o los cabezales de afeitado, según tu modelo, cada 2 años.

Consejos para elegir bien tu afeitadora

Afeitadora barbero

¿No tienes tiempo ni ganas de afeitarte todos los días? ¿Estás harto de irritar tu piel con el fuego de la cuchilla de afeitar? ¡Tampoco es cuestión de descuidar tu apariencia! La afeitadora está hecha para ti: permite reducir la barba rápidamente sin riesgo de irritación o de cortes. Aparte de poder mantener una barba de 3 días, los modelos más precisos permiten un acabado cuidado y definir una perilla o una sotabarba por ejemplo.

Desde un punto de vista práctico, ten en cuenta estos criterios:

  • Cantidad de niveles de rasurado.
  • Posibilidad de usar la afeitadora sin cables.
  • Posibilidad de utilizar y/o limpiar la afeitadora con agua.
  • Cantidad de accesorios incluidos (cabezales intercambiables).

Cortapelo

¿Estás buscando un cortapelo con buenas prestaciones que renueve tu peinado o para cortar el pelo a tus pequeñas cabecitas rubias? Algunos modelos con guía de corte y cabezal regulable están específicamente adaptados a tu uso. ¡Una solución práctica y barata para un resultado de peluquería en un abrir y cerrar de ojos!

Según si deseas realizar un corte de pelo más o menos corto, clásico o más estilizado, debes seguir estos criterios:

  • Cantidad de niveles de rasurado.
  • Cantidad de cabezales incluidos.
  • Autonomía de la batería para los modelos “sin cables”.

Afeitadora multiusos

Ya sea por preocupación estética o simplemente por una cuestión de bienestar y de higiene, son muchos los hombres que hoy en día quieren deshacerse del vello de su torso, axilas, etc.

La afeitadora permite rasurar todas las partes del cuerpo, y ante todo es fácil y rápida de usar. Para las zonas más localizadas o las más sensibles, elige una afeitadora con varios cabezales intercambiables: punta para nariz y orejas, cabezal de rasurado, cabezal de precisión, etc.

Desde un punto de vista práctico, debes seguir los siguientes criterios:

  • Cantidad de niveles de rasurado.
  • Posibilidad de usar la afeitadora sin cables.
  • Posibilidad de usar y/o limpiar la afeitadora con agua.
  • Cantidad de accesorios incluidos (cabezales intercambiables).

Más sobre Afeitadoras



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *