¿Qué vinoteca comprar? Consejos y recomendaciones para 2018

Una vinoteca es un armario especial eléctrico en el que se guardan los vinos para su mejor conservación. Se caracterizan por poder controlar las condiciones en las que se mantienen las botellas. Si queremos conservar un tipo de vino a una temperatura estable, la vinoteca de envejecimiento es tu mejor opción. Para mantener en las mejores condiciones diferentes tipos de vino, la mejor opción es una vinoteca de conservación

Qué es una vinoteca

Los caldos de gran calidad necesitan unas condiciones óptimas de temperatura y humedad para que no se estropeen. Una atmósfera inadecuada puede hacer perder al vino calidad y propiedades. Dependiendo del tipo de vino, puede no ser bueno tenerlo ni en la nevera ni a temperatura ambiente.

La vinoteca está especialmente diseñada precisamente para que los vinos que guarda conserven su aroma y su sabor, teniendo unos sistemas de climatización y de refrigeración adecuados al tipo de botellas que almacenemos.

Hay dos tipos de vinoteca dependiendo de la función que se quiera cumplir con ella y el tipo de vinos que tengamos. Puede ser una vinoteca de envejecimiento si mantiene una temperatura uniforme en toda su capacidad. Si por el contrario, la selección de la temperatura se puede ajustar a las diferentes zonas de la vinoteca por separado, será una vinoteca de conservación.

Sin embargo, las vinotecas poseen unas características comúnes a ambos tipos:

  •  La vinoteca, sea del modelo que sea, suele llevar un filtro de carbón activo. Este filtro permite la entrada del aire puro y evita que los malos olores alteren la conservación del vino.
  •  Ambas vinotecas necesitan un espacio de varios centímetros a su alrededor. Ayuda a una mejor ventilación y evita posibles golpes de los armarios contiguos que perturben el reposo de los caldos.
  •  El material en el que está fabricada una vinoteca puede ser de madera de calidad, procedente de árboles robustos como el roble. O de acero inoxidable, más caras y de más calidad por su óptima conservación y fácil mantenimiento y limpieza.
  •  En su interior se incorporan varias bandejas en las que se apilan las botellas. Pueden ser fijas o extraíbles y de madera o metálicas en forma de rejilla.
  •  Los tamaños y por tanto, la capacidad de una vinoteca, es similar tanto en la de conservación como en la de envejecimiento. Pueden oscilar entre las 4-6 botellas de mínimo hasta unas 200-250 botellas.

Qué es una vinoteca de envejecimiento

Una vinoteca es un armario especial eléctrico en el que se guardan los vinos para su mejor conservación. Se caracterizan por poder controlar las condiciones en las que se mantienen las botellas.

Los caldos de gran calidad necesitan unas condiciones óptimas de temperatura y humedad para que no se estropeen. Una atmósfera inadecuada puede hacer perder al vino calidad y propiedades. Dependiendo del tipo de vino, puede no ser bueno tenerlo ni en la nevera ni a temperatura ambiente.

La vinoteca está especialmente diseñada precisamente para que los vinos que guarda conserven su aroma y su sabor, teniendo unos sistemas de climatización y de refrigeración adecuados al tipo de botellas que almacenemos.

La vinoteca de envejecimiento sirve para almacenar y conservar los vinos con las mismas necesidades. Su único termostato mantiene una temperatura uniforme en toda su cavidad, que se suele corresponder con la temperatura de una bodega, una de las más óptimas para conservar el vino.

Se llaman así porque permiten que el vino repose y por tanto “envejezca” o madure para alcanzar su máxima calidad con todas sus propiedades.

Aunque se pueden encontrar vinotecas de envejecimiento con grandes capacidades, suelen ser algo más pequeñas que las vinotecas de conservación. Esto es porque están destinadas a un solo tipo de vino y no a varios, por tanto, el número de botellas se prevé que será menor.

Qué es una vinoteca de conservación

Una vinoteca es un armario especial eléctrico en el que se guardan los vinos para su mejor conservación. Se caracterizan por poder controlar las condiciones en las que se mantienen las botellas.

Los caldos de gran calidad necesitan unas condiciones óptimas de temperatura y humedad para que no se estropeen. Una atmósfera inadecuada puede hacer perder al vino calidad y propiedades. Dependiendo del tipo de vino, puede no ser bueno tenerlo ni en la nevera ni a temperatura ambiente.

La vinoteca está especialmente diseñada precisamente para que los vinos que guarda conserven su aroma y su sabor, teniendo unos sistemas de climatización y de refrigeración adecuados al tipo de botellas que almacenemos.

La vinoteca de conservación sirve para mantener los diferentes tipos de vinos a la temperatura adecuada para cada uno de ellos. Esto es posible gracias a que tiene varias zonas diferenciadas con unas condiciones propias.

Cada parte de la vinoteca cuenta con una temperatura y un nivel de humedad adaptado a las necesidades del vino que se encuentra almacenado en ella. Las vinotecas de conservación tienen un número de temperaturas que van desde 2 hasta 6 temperaturas elegibles.

  •  Y esto de tener varias temperaturas en un mismo aparato, ¿cómo es posible? 
  • Se pueden mantener diferentes temperaturas en áreas distintas porque tiene un evaporador que hace más denso el aire frío. De esta forma, pesa más y se sitúa en la parte inferior de la vinoteca, provocando una diferencia de temperatura entre ambas zonas.
  • Aunque los expertos distinguen muchos tipos de vinos, las clases más generales son los blancos y los tintos. Los primeros se deben mantener a una temperatura entre 7ºC y 10 ºC, mientras que los segundos pueden llegar a los 14ºC-16 ºC.

Cómo elegir tu vinoteca

El arte de conservar el vino

Los amateurs ilustrados saben que para que un vino esté en todo su esplendor debe envejecer en unas condiciones particulares. ¿Qué parámetros hacen que el vino madure?

  • Una temperatura constante (entre 10 y 14º).
  • Una humedad adaptada (entre 50 y 80%).
  • Una buena circulación del aire.
  • La ausencia de vibraciones.
  • La oscuridad.

Para asegurarte de que cumples con todos esos requisitos, elige una vinoteca (de envejecimiento o multitemperatura). Este electrodoméstico crea las condiciones ideales para envejecer y conservar tus botellas durante muchos años. Es práctica ya que puedes instalarla en tu garaje o en tu cocina.

El arte de la degustación

Descorchar una botella, decantar el vino y elegir una copa adecuada para que todos los aromas se expresen son algunas normas inevitables a la hora de degustar vino. Para apreciar la personalidad de un vino, debes prestar especial atención a la temperatura a la que lo sirves. Un vino demasiado frío no tendrá ningún aroma y un vino demasiado caliente te parecerá que tiene mucho alcohol.

Para asegurarte de que degustas tu vino a la temperatura correcta, elige una vinoteca de conservación. Es el complemento ideal para todos aquellos que tienen la suerte de poseer una bodega natural o para los enófilos urbanos que suelen comprar en bodega.

Una vinoteca dedicada al envejecimiento

¿Vuelves de hacer la ruta de los vinos con dos o tres cajas de Vega Sicilia? La vinoteca de envejecimiento hará que tus botellas vayan tomando cuerpo lentamente (¡y de manera segura!). ¿Cuáles son sus características? Una puerta aislante para proteger el vino de la luz y un cuerpo robusto para albergar un gran número de botellas. Si tiene un registro, podrás saber con facilidad las botellas que tienes almacenadas. Es ideal para una buena rotación de tus añadas.

Una vinoteca de conservación

Aunque un vino se conserva a entre 10 y 14º, no tiene por qué beberse a esa temperatura. Por ejemplo, lo ideal es consumir un vino blanco joven seco a entre 7 y 10º o un tinto dulce entre 13 y 14º. El champán sin embargo se tiene que beber muy frío. Gracias a las zonas con distintas temperaturas, la vinoteca de conservación y su zona fría te permiten mantener la temperatura ambiente o enfriar tus vinos. Según el modelo, pueden tener una capacidad de 16 a 52 botellas y tienen la ventaja de que se pueden colocar con facilidad en la cocina, el salón o el comedor.

Una vinoteca multi temperatura

¿Quieres envejecer y conservar tus botellas y a la vez poder enfriar otras dentro del mismo electrodoméstico? Gracias a su diseño, la vinoteca multi temperatura es perfecta. Está concebida como vinoteca de envejecimiento y dispone de varios compartimentos separados destinados a mantener la temperatura ambiente o a enfriar las botellas que quieras descorchar. La zona fría (6º) te permite también enfriar alcoholes de alta graduación, refrescos, cervezas, zumos de frutas, etc.

El truco

¿Cómo ordenar tus botellas de vino?

Ordenar tus botellas es un criterio fundamental. La capacidad de las vinotecas está basada en las botellas de tipo Rioja. Puede variar si tu vinoteca está compuesta por botellas de Vega Sicilia o de Chardonnay por ejemplo. Las baldas tienen marcas que pueden variar de un modelo a otro. Intenta elegir un modelo baldas que se ajusten a tus vinos.

Existen distintos tipos (de hilo metálico o de madera impermeable tratada contra el moho):

  • De apilamiento (fija) para que puedas guardar botellas por lotes, poniéndolas unas sobre otras.
  • Correderas para guardar las botellas en pequeñas cantidades o de una en una.
  • De presentación para guardar tus botellas de pie y poder conservar las botellas que ya hayas abierto.

Nuestro consejo: en función de lo que tardan en envejecer, lo mejor es que coloques los vinos de conservación larga en la parte baja de tu electrodoméstico y los vinos que deben consumirse rápidamente en la parte de arriba. De esta manera no tendrás que mover tus botellas y optimizarás su envejecimiento.

Cómo hacer un buen uso de tu vinoteca

Para que un vino madure por completo debe envejecer en unas condiciones específicas. ¿Qué ajustes permitirán que el vino madure del todo?

  • Una temperatura constante (entre 10 y 14º).
  • Una humedad adaptada (entre el 50 y el 80%).
  • Una buena circulación del aire.
  • La ausencia de vibraciones.
  • La oscuridad.

Para que tu vinoteca funcione de forma óptima y reúna todas estas condiciones, es importante que respetes bien los consejos de instalación que vienen en el manual de instrucciones. Ten en cuenta que debes colocar tu vinoteca en una habitación seca y ventilada cuya temperatura se encuentre dentro de los límites de la clase climática del electrodoméstico.

Cómo ordenar las botellas

Una colección de botellas de vino es rica cuando es variada. Por este motivo, tendrás que almacenar distintas botellas de todos tipos y contenidos. No existe un esquema ideal para ordenarlas.

De todas maneras, te damos algunos consejos: las botellas de vino se conservan en horizontal (tumbadas). Intenta poner siempre la etiqueta hacia arriba, de forma que se pueda leer sin necesidad de tocar la botella. Asegúrate de que las botellas no entran en contacto con la pared del fondo de la vinoteca y que no bloquean el filtro de carbón. Por último, es importante que respetes la carga máxima de cada balda (busca la referencia en el interior de tu vinoteca).

El inventario de la vinoteca

¿Dónde está mi botella de Chardonnay? ¿Desde cuándo tengo esta botella de Vega Sicilia? ¿Mis Rioja están listos? Si haces un inventario de tu vinoteca podrás responder a todas estas preguntas y gestionar tu stock. Es perfecto para saber exactamente qué vinos tienes en tu electrodoméstico, identificar su ubicación y asegurarte una buena rotación de tus vinos.

Duración de los vinos

Cada vino, cada añada y cada color tienen un tiempo de maduración distinto. Te damos unos datos sobre los años que debes esperar antes de que tus botellas lleguen a su máximo esplendor, es decir, el momento ideal para degustar el vino.

  • Los vinos blancos vigorosos llegan a su apogeo al cabo de 18 a 20 años y mantienen una gran calidad durante años.
  • Los vinos tintos tánicos maduran al cabo de unos 15 años y duran mucho tiempo.
  • Los vinos tintos ligeros llegan a su apogeo al cado de 5 a 7 años y mantienen su calidad durante años.
  • Los vinos blancos llegan a su apogeo entre 5 y 10 años según los crudos y se conservan durante poco tiempo.
  • Los vinos efervescentes (champán, de aguja, espumosos, con burbujas) se deben degustar sin esperar mucho.
  • Los vinos blancos secos y rosados no son vinos que duren mucho, te recomendamos que los consumas rápidamente.

Temperatura de degustación

Aunque todos los vinos deben conservarse a la misma temperatura (entre 10 y 14º), han de degustarse a temperaturas diferentes. Te mostramos algunas indicaciones sobre las temperaturas a las que se deben servir los distintos vinos.

  • Blancos jóvenes secos: 7-10º C
  • Blancos dulces: 8-12º C
  • Blancos con crianza: 10-12º C
  • Rosados: 10-12º C
  • Tintos dulces: 13-14º C
  • Tintos jóvenes: 12-15º C
  • Tintos crianza: 14-17º C
  • Tintos reserva o gran reserva: 17-18º C
  • Cavas y espumosos: 6-8º C
  • Finos y manzanillas: 7-10º C
  • Amontillados: 12-15º C
  • Olorosos: 14-17º C

 


Más sobre Vinotecas



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *